Ámsterdam, Países Bajos.

Ámsterdam

Por Mariana del Alba López Rosado

Al visitar esta ciudad es inevitable que se despierten ciertos sentimientos y añoranzas, incluso antes de su abandono. En fin, una ciudad acuática y ciclista, llena de intercambios y curiosas topografías. En el siguiente ensayo fotográfico se pueden apreciar los canales, un mobiliario urbano curiosamente desproporcionado (unas enormes sillas), y como en muchas ocasiones, en el pie de las escaleras que llegan a residencias o comercios, se aprecian mobiliarios como bancos, jardineras e incluso alfombras. He tomado unas fotos -nocturnas- de la Plaza Rembrandt donde hay una escultura de hierro fundido erigida en 1876 a la que se le ha sumado en el 2006 los 22 personajes de La Ronda de Noche, obra del pintor con fecha del año 1642. También se pueden ver unas planchas de acero corten, obra del escultor Richard Serra, que experimenta con la espacialidad retando a los espectadores constantemente y haciéndoles la invitación formal a cuestionar y reformular sus  relaciones con el espacio. La obra se llama “Sight Point (for Leo Castelli)” y se encuentra justo en la zona de los museos, frente al Museo Stedelijk, del cual pueden encontrar referencias arquitectónicas en el siguiente enlace.

Por otro lado, en las andanzas cotidianas, se pueden ver curiosidades de la arquitectura como azulejos y diseños de luminarias que salen de las casas hacia el exterior y también un magnífico mercado de libros. Para finalizar con la experiencia, coincidí con el Festival de Luces de Amsterdam y en un curioso recorrido en bote se pudo apreciar las múltiples obras de artistas internacionalmente reconocidos que aprovecharon la oportunidad del Festival para celebrar la época navideña y, también, para hacer memoria y conciencia sobre un tema que nos toca tanto la puerta en estos momentos: las refugiadas y refugiados que huyen de la guerra y del terror.

Ámsterdam, una ciudad para vivirla en su diferencia, por su interacción constante con los canales y los puentes, por su oferta cultural, su carácter de libertad, sus ritmos y sus promesas de que a partir de ella, todo será distinto.

 

Anuncios